NOTICIAS:

El decreto deja en el aire la celebración de la Nochevieja...

19/12/2014 21:37

El decreto de Espectáculos deja en el aire la celebración de la Nochevieja en algunos pueblos. Habilitar una zona para menores o pagar una fianza son tramites costosos.

El decreto deja en el aire la celebración de la Nochevieja...

A algunos ayuntamientos se les van a atragantar las uvas este año antes de Nochevieja. El Gobierno de Aragón ha reiterado su intención de hacer cumplir el decreto de Espectáculos Públicos de Aragón, aprobado el pasado mes de febrero, al margen del tamaño del municipio. "Lo más importante es garantizar la seguridad de las personas que acuden a estos espectáculos", así lo especificó el pasado miércoles, el consejero de Política Territorial e Interior, Antonio Suárez, en unas jornadas informativas sobre la aplicación de la norma.

Los ayuntamientos son, según el texto, los encargados de autorizar la celebración de estos eventos, y también deben cumplir las medidas de seguridad cuando sean ellos mismos o las comisiones de festejos las que los organicen. A causa de la amplia documentación pertinente, y de otros aspectos como la fianza o la división del recinto para los menores, muchos municipios pequeños se han visto desbordados y opinan que es demasiado para eventos a los que suelen asistir unas 500 personas.

"Vamos a tener que trabajar mucho con todos los trámites pero los que tienen mayores problemas son los pueblos pequeños porque para ellos resulta casi imposible hacer una zona separada para menores o depositar una fianza para responder de posibles obligaciones", explica Pilar Trell, teniente alcalde del Ayuntamiento de Calatayud y vicepresidenta de la comarca. Estas van desde los 1.000 euros para aforos de hasta 500 personas hasta los 18.000 euros.

Uno de los puntos más conflictivos es el que prohíbe la entrada de menores en estos espectáculos. A no ser que estén acompañados de un adulto o que se habilite una zona libre de alcohol. Además, el ayuntamiento es uno de los responsables en dar el visto bueno al evento, lo que deja en un apuro a aquellas localidades que no cuentan con suficiente asesoramiento jurídico para determinar si cumple las condiciones.


Previsión de cara a Nochevieja

Juanjo Vázquez, gerente de la Sociedad Zaragoza Cultural cree que más que regular, el decreto alarga los procedimientos burocráticos y pone trabas a la celebración de espectáculos. "Parece que está dirigido principalmente a regular los grandes espectáculos de masas que se dan para las fiestas del Pilar y, en especial, el consumo de alcohol entre menores. Algo que ya estaba regulado anteriormente". Y sostiene que hay muchos aspectos ambiguos y en el aire.

Desde el Gobierno de Aragón han incidido en que el mayor problema deriva de la falta de previsión en la organización de este tipo de actos. "La solicitud de las autorizaciones debe hacerse con el tiempo suficiente para que los organizadores reúnan los papeles necesarios y que los ayuntamientos puedan examinarlos y aprobar las peticiones", ha indicado Suárez.

Desde la Federación Aragonesa de Municipios han asegurado que instarán a los municipios federados a publicar la lista de las fiestas de Nochevieja autorizadas próximamente. 

comments powered by Disqus
¿Sales? FOTOSZNO
LUN mar mier jue vie sab dom
2012

POLÍTICA DE PRIVACIDAD

El presente sitio web utiliza cookies (pequeños ficheros de texto que los servidores web graban en el ordenador del usuario para determinar las preferencias de éste en su navegación por un sitio web) sólo con la finalidad de poder reconocer los navegadores de los Usuarios registrados después de que estos se hayan registrado por primera vez, sin que tengan que registrarse en cada visita para acceder a las áreas y Servicios reservados exclusivamente a ellos. Las cookies utilizadas no pueden leer los archivos cookie creados por otros proveedores. El Usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador para ser avisado en pantalla de la recepción de cookies y para impedir la instalación de cookies en su disco duro. Por favor, consulte las instrucciones y manuales de su navegador para ampliar ésta información. Para utilizar nuestro sitio web, no resulta necesario que el Usuario permita la instalación de las cookies enviadas por, sin perjuicio de que en tal caso pueda ser necesario que el Usuario se registre cada vez que acceda a un servicio que requiera el previo registro.

El titular de este sitio web informa al Usuario de la existencia de un fichero creado con la finalidad de poder gestionar sus peticiones de información, así como poder prestarle los servicios solicitados, en su caso, a través de nuestro sitio web. En los formularios de recogida de los datos personales, se informará de forma clara al Usuario de aquellas preguntas o campos que sean de cumplimentación obligatoria o voluntaria. En caso de no indicarse expresamente, marcándolos con un asterisco (*), se entenderá que todos son obligatorios. La no aportación de los datos obligatorios podrá hacer imposible la prestación del servicio solicitado por el Usuario.

El titular del sitio web www.zaragozadenoche.es , D. Alberto Otero Cambra, le informa asimismo sobre la posibilidad que tiene el Usuario de ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, en relación con sus datos personales, a través del apartado correspondiente de gestión de su cuenta como usuario registrado, o bien enviándonos un correo electrónico a la siguiente dirección: contacto@zaragozadenoche.es .

El titular del sitio web no cederá en ningún caso sus datos personales a terceros, salvo en aquellos supuestos en los que el Usuario nos haya dado su consentimiento, o cuando la ley lo permita o lo exija expresamente.

El titular del sitio web se compromete al cumplimiento de su obligación de secreto en relación con los datos de carácter personal que nos entregue, así como a respetar el deber de guardarlos, adoptando para ello las medidas de seguridad necesarias para evitar su alteración, pérdida, tratamiento o acceso no autorizados, teniendo en cuenta en todo momento del estado actual de la tecnología.